Páginas vistas en total

Koichi Kitazawa: “Tomará 100 años poder volver a vivir en Fukushima”


Publicado por Q-cho 

Koichi Kitazawa habla de manera pausada y se toma todo el tiempo que necesita para responder. Habla despacio, pero de forma resuelta de lo que más sabe y conoce: física, ciencia magnética, superconductividad, pero también de energía nuclear. Este científico japonés es una eminencia en el tema atómico. Académico de la Universidad de Tokio y con un doctorado en el MIT, Kitazawa presidió la Agencia de Ciencia y Tecnología de su país y también fue el titular de la Comisión Independiente de Investigación del desastre de Fukushima, ocurrido el 11 de marzo de 2011. Además, es presidente del Comité de Política Energética de Japón.(...)

Este renombrado experto dictó una charla ayer en el Centro de Extensión de la Universidad Católica, en Santiago, en la que expuso su visión sobre las consecuencias del devastador terremoto y tsunami que provocó 18 mil muertos y que generó en Fukushima la peor crisis nuclear desde Chernobyl, en 1985. Tras su exposición brindó una entrevista a La Tercera. Kitazawa es de la teoría de que los riesgos de tener reactores atómicos dependen de la superficie de cada país. “Si la energía nuclear no es de tal magnitud como para destruir un país completo, como Japón o Chile, entonces se puede tener energía nuclear, algo que las naciones europeas más pequeñas han comenzado a abandonar”, señaló. “Y Chile tiene una situación similar a la de Japón”, acotó.
“El riesgo es que en Japón hay reactores nucleares construidos en la costa sobre las líneas de terremoto. Y esto está generando mucha discusión”, agregó el científico. Tras el terremoto, Japón perdió cuatro de sus 54 plantas nucleares y se dictó un “apagón nuclear”. Pero el nuevo gobierno conservador está discutiendo reabrir algunas plantas. La Comisión Internacional de la Protección a la Radiación (Icrp) recomienda niveles de radiación por debajo del margen 20-100 milisieverts (Msv) y Kitazawa calcula que Fukushima posee 300 Msv. “En 30 años esto bajará a la mitad y en los otros 30 años la otra mitad. Es improbable que antes de 100 años se den las condiciones para poder vivir nuevamente en Fukushima”, calculó.
¿Cómo analiza el informe de la comisión parlamentaria, de la que usted formó parte, publicado en julio pasado y en el que se estableció que el desastre de Fukushima no fue el resultado de un desastre natural extraordinario, sino que producto de una falla humana?
Sí. Estoy de acuerdo. Fue en parte una falla humana. Pero podríamos decir que fue una combinación de ambas. Lo importante es preguntarse si estábamos preparados para esto. Durante mucho tiempo, algunos decían que un gran tsunami afectaría la zona. Es decir, se esperaba algo así, en algún momento. Pienso que la Tokyo Electric Power Company (Tepco) ignoró esas advertencias.
Como parte del comité de investigación ¿ustedes recibieron algún tipo de presión para investigar sólo lo justo y necesario?
No. El comité estuvo compuesto por seis personas que fueron invitadas desde afuera, como en mi caso. También hubo otro grupo de 30 jóvenes que recolectaron información en terreno. Como estas personas eran jóvenes, la gente les habló de manera muy franca. También debo decir que la prensa estuvo rodeándonos, así que nadie pudo detenernos, debido a la presencia de los medios.
Tras la tragedia, Japón comenzó a apagar sus reactores nucleares y anunció que en 2040 ya no habría ninguna central. Pero el nuevo gobierno ha dicho que revisará esa política. ¿Esto pasa por una decisión económica?
Debería ser un asunto económico. Aparentemente el gobierno estima que los reactores nucleares no deben apagarse si es que no se encuentran problemas. El nuevo gobierno quiere mantener activa sólo una parte de la energía nuclear. Es imposible que se restablezcan todos los reactores nucleares, debido a la oposición ciudadana que esto generaría.
El desastre hubiese sido aun peor si los empleados de Fukushima no hubiesen arriesgado sus vidas intentando detener la destrucción. No hay mayor información sobre el destino de los llamados “50 héroes”. ¿Qué sabe usted?
Creo que fue mitad y mitad. El accidente pudo ser menor si hubiésemos estado preparados. Ellos, los trabajadores, mostraron una gran bravura y todo hubiese sido peor sin ellos. Tenemos información sobre ellos, pero no es bueno hablar de ellos.
¿Se puede estar en Fukushima?
Se puede ir, sólo por un rato. Por unas horas.
¿Cuáles son las lecciones que ha dejado Fukushima?
Lo principal es que se debe tener un diseño muy, muy seguro. No es conveniente tener plantas nucleares con más de un reactor. Tuvimos suerte, porque el viento de China sopló de oeste a este.